domingo, 17 de febrero de 2013

Drácula cupcakes en un ejercicio de melancolía infantil

Nunca fui de Frigo Pie, definitivamente no. Tenía ese sabor de petit suisse que no me apasionaba en absoluto. Y en mi cuadrilla de pequeñas fierecillas de verano había dos grupos: Los  "frigopiés" y los "dráculas". Yo era del segundo grupo, por supuesto. Me chiflaba el sabor de cola del hielo exterior en combinación con la vainilla cremosa y la acidez de esa "pseudo-gelatina" congelada tan intensa en el interior. Era, sin duda, mi favorito entre la carta de helados de Frigo. Tanto, que cuando no había, era capaz de quedarme sin helado mientras toda la camarilla degustaba un Popeye, un Frigo Dedo (sí, tengo ya una edad...) o incluso un Mini Milk. De ideas fijas.


Y esas ideas fijas, muchas veces algo locas y aventuradas, me han hecho querer rememorar mi icono heladero de la infancia.

Ingredientes para la masa (12-14 cupcakes estándar)

125 gr. harina
1/2 cucharadita levadura
1 pellizco de sal
200 ml. nata líquida bien fría
2 huevos L
1 cucharadita y media de vainilla bourbon en pasta
125 gr. azúcar


Preparación:

Precalentar el horno a 180º.

Montar la nata a punto firme (yo siempre la pongo 10 minutos antes en el congelador junto con las varillas de la batidora para que sea más sencillo)

Batir bien los huevos e ir añadiendo el azúcar. Este proceso de batido es muy importante para incorporar a la masa el aire que hará que la masa quede mucho más esponjosa.

Cuando la mezcla sea suave y homogénea incorporaremos la vainilla bourbon y la integraremos con un batido leve.

Añadir la mezcla de los ingredientes secos (tamizados) poco a poco, batiendo a velocidad media hasta que haya emulsionado.

Incorporar la nata montada mezclando suavemente con la espátula (¡no con las varillas!) y con movimientos envolventes (para evitar que la masa pierda toda la esponjosidad de la nata montada)

Rellenar las cápsulas de los cupcakes hasta un poquitín más de la mitad de su capacidad y hornear alrededor de 20 minutos o hasta que al pinchar con un tester (o brocheta) éste salga totalmente limpio.

Retirar del horno, dejar reposar en el molde durante un par de minutos y retirar definitivamente los cupcakes a una rejilla de enfriamiento.


Con la ayuda de un prensador o un descorazonador de manzanas, he rellenado la masa con una mezcla de fresas naturales, pasta de fresa y azúcar (90 gr. puré de fresas naturales, 1 cucharadita generosa de pasta de fresa y 100 gr. azúcar llevados a ligera ebullición y cocidos durante 15 minutos a fuego lento)

Esta "crema de fresa" que he conseguido es bastante más densa que una mermelada y tiene un aspecto elástico y un poco pegajoso, pero es muy agradable al gusto.

Para el frosting he hecho una Swiss meringue buttercream de cola:

Ingredientes: (para glasear 6 unidades)

60 ml. agua
80 gr. azúcar
220 gr. mantequilla a temperatura ambiente
1 pellizco de gelespessa (estabilizante opcional)


Preparación:

Hidratar la albúmina en polvo con el agua y mezclarla bien para eliminar los grumos. Dejarla reposar 10 minutos.

Batimos muy levemente la clara en un bol que soporte el calor. Añadimos el azúcar y lo ponemos todo al baño maría (sin que el agua de debajo llegue a hervir) batiendo lentamente hasta que el azúcar se haya disuelto. Podemos comprobarlo poniendo un poco de la mezcla entre los dedos para asegurarnos de que se ha fundido.

Retiramos del calor, añadimos un pellizco de gelespessa (estabilizante) y batimos 4 minutos a velocidad media-alta hasta que la mezcla se vuelva brillante y quede esponjosa y firme.


Una vez conseguido el merengue, lo ponemos en un bol frío y vamos añadiendo poco a poco la mantequilla a temperatura ambiente (yo la corto en pequeños bloques y la voy añadiendo sin prisa pero sin pausa), sin dejar de batir y a velocidad media-baja. Cuando esté toda incorporada y la crema sea muy suave, agregamos 5 gotas de aroma concentrado de cola y colorante negro (para conseguir un negro-gris oscuro he usado sugarflair black extra)


Un consejo: La masa de los cupcakes es un poco más delicada de hacer que la masa tradicional que lleva mantequilla, pero es deliciosa porque queda extra esponjosa y muy suave, vale la pena. Pero si cuando váis a retirarlos del horno, lo hacéis a toda prisa, los cupcakes se bajarán y puede que alguno se hunda del centro. Para que conserven una bonita apariencia y no "bajen", es aconsejable abrir la puerta del horno y dejarlos medio minuto con la puerta entreabierta. Luego, se retiran del horno y se conservan 2 minutos en el molde antes de retirarlos definitivamente a la rejilla de enfriamiento.

¡Un beso enorme y que tengáis una dulce y feliz semana!

Pd. Y para l@s que os de apuro un frosting negro, siempre podéis dejarlo en blanco y decorar con nonpareils o azúcar negro. La combinación del icing de coca-cola, con el relleno de fresa intensa y la masa de vainilla-nata es un éxito asegurado.

29 comentarios:

  1. Impresiona ver una crema tan negra!! pero debe de estar deliciosa!
    un besote y que comiences bien la semana!
    Sonia "Mi Vida de Detalles"
    www.mylifeofdetails.blogspot.com

    ResponderEliminar
  2. Ja, ja, ja, qué gracia!!! yo era de Frigo-Pié...!!!!

    1bso

    ResponderEliminar
  3. Yo no era ni de frigopie ni de drácula, pero este cupcake tiene una pinta tremenda.

    Cristina
    Estamos de sorteo en el blog, te invitamos a participar:
    http://samsaratea.blogspot.com.es/2013/02/sorteo-la-vista.html

    ResponderEliminar
  4. Con esta receta me has "matao",me has "matao".....ALUCINANTE!!!!!! madre mía!!!!

    ResponderEliminar
  5. Mira, sera que una ya esta viejuna, pero yo adoraba el frigodedo, lastima que ya no lo hagan. Y por supuesto, me encantaba y me encanta el dracula. Deliciosa mezcla de sabores y texturas. Ummm, tengo que probar los cupcakes de drakula tienen una pinta tan siniestra que seguro saben como esa maravilla de polo. Un saludo

    ResponderEliminar
  6. Mira, sera que una ya esta viejuna, pero yo adoraba el frigodedo, lastima que ya no lo hagan. Y por supuesto, me encantaba y me encanta el dracula. Deliciosa mezcla de sabores y texturas. Ummm, tengo que probar los cupcakes de drakula tienen una pinta tan siniestra que seguro saben como esa maravilla de polo. Un saludo

    ResponderEliminar
  7. Yo también era de drácula, weno, de drácula, de popeye, de flash y de frigodedo pero el bueno, no el rarito de ahora..., en fin todos los de hielo, pero el drácula era un mundo aparte con ese corazón jugosito de fresa y el frescor de la cocacola, casi siempre empezaba a comerlo por abajo por la vainilla mmmmmmmmmmmmm qué tiempos!
    En fin, mordiscos vampíricos a tutiplén se merece esta receta ÑAAAAAAAAMMMMM!!!

    ResponderEliminar
  8. Pues yo era de Dracula y Frigopie....menudas mezclas jajajajaj
    Qué bonitos te han quedado los cup cake...

    besitos
    aitziber.s

    ResponderEliminar
  9. hola!!!!yo soy de draculaaa me encanta la receta pero podré hacerlo sin poner gelespesa?

    ResponderEliminar
  10. Mmm, me encantan, a pesar de estar tan negros tienen que estar deliciosos! A mí también me encantaba el Dracula, aunque ahora que lo pienso, también me gustaba el frigopie, el frigodedo, el tiburón... Qué tiempos! Besitos!
    Montes

    ResponderEliminar
  11. Guauuuu cupcakes de nata, que ganas de probarlos y yo tb era de Drácula, que recuerdos :p. No dejas de sorprendernos.
    Besos

    ResponderEliminar
  12. que bonitos!!! Y de dracula...mmmmmm!! Yo tambien era de Dracula....
    ;)

    ResponderEliminar
  13. Qué chulos Ivana!
    Todavía no he probado hacer smbc con albúmina, tomo nota ;-)
    Y el negro... Súper intenso!
    La manicura: impecable! (como siempre!)

    Beijinhos!

    Raquel

    ResponderEliminar
  14. ¡Guau! Parecen cupcakes de Halloween, jeje. A mí megustaba el polo de limón de toda la vida (así de simple soy...), pero estos cupcakes de drácula los tengo que probar. ¡A lo mejor este verano me cambio de polo!
    Un besote!!

    ResponderEliminar
  15. Increibles!!! los haremos sin ninguna duda. Hay muchos fans de esos helado... jajaja, es una gran idea!

    http://lossadolce.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  16. Qué maravilla!!! Puedes hacer todo lo q te propongas en formato cupcake!!!

    ResponderEliminar
  17. Se ve que te quedaron deliciosos!
    Muy suavecitos y esponjocitos! ojalá que por acá en mi país pueda conseguir el aroma concentrado de coca-cola y la albumina en polvo!
    Saludos!

    ResponderEliminar
  18. ostras que recuerdos al nombra a todos esos helados... la verdad que yo no era de ninguno de esos... me tiraban mas los magnum o los cucuruchos de chocolate.. pero ver esa crema tan brillante y negra.... mmm apetece un monton!!!!

    ResponderEliminar
  19. Anda, ¡qué chulos! Viva la melancolía infantil :D

    ResponderEliminar
  20. yo era más de Calippo y cuando no me dejaban polo de helado, de frigopie pero estos cupcakes han quedado espectaculares! Nunca había visto frosting negro y mola mucho!

    ResponderEliminar
  21. Por dios que bonitos te han quedado!!. Yo tambien era de drácula, me encantaba esa crema blanca mezclada con la roja...

    Besos

    ResponderEliminar
  22. WOW!!!! I love this, so Yummy!!!!
    http://rimanerenellamemoria.blogspot.de

    ResponderEliminar
  23. Me encanta el blog pero sobre todo las imagenes , pasense x mi blog y a ver si os gusta ;) graxx bss : fashionandcoolbyarantxa.blogspot.com

    ResponderEliminar




  24. Que pasada de cupcakes son muy vistosos a pesar de ser negros!!!
    me han encantado pondré mi horno a funcionar en breves para hacerlos jejeje

    pásate por mi blog:
    http://frikireposteraymanitas.blogspot.com.es/






    ResponderEliminar
  25. Son una pasada, ¡muy originales! nunca había visto unos cupcakes así de drácula, te han salido genial :)

    Somos dos amigas que acabamos de estrenar un blog de cupcakes y demás postres, pasate si puedes, lo hemos hecho con mucha ilusión :)

    http://colorescupcake.blogspot.com.es/2013/02/receta-base-para-cupcakes-de-vainilla.html

    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
  26. waaaaawww!!! Ya me mueros de ganas de probarlos!!

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por dejar tu comentario! Me hace mucha ilusión leer vuestras opiniones. Si queréis poneros en contacto conmigo también podéis escribirme a cupcakesadiario@hotmail.com

Mil besos